jueves, 11 de mayo de 2017

LA SILLA MALDITA



En 1702, un asesino convicto llamado Thomas Busby estaba a punto de ser ahorcado por sus crímenes, su ultimo deseo fue tener su ultima comida en su Pub favorito en Thirsk Inglaterra.

Cuando terminó de comer se levanto y dijo: "Que la muerte repentina le venga a todo aquel que se atreva a sentarse en esta silla" durante la segunda guerra mundial los pilotos de una base cercana frecuentaban el Pub y los locales se dieron cuenta que los soldados que estaban sentados en la silla nunca volvían de la guerra en 1967, dos pilotos de las fuerzas aéreas real estallaron su camioneta contra un árbol justo después que se fueron de la pug.

En 1970 un albañil probo su suerte en la silla, murió esa misma tarde al caer en un agujero en su lugar de trabajo.

Un año después de eso un techador que estaba sentado en la silla murió después que el techo de donde estaba trabajando colapsara.

Una señora de la limpieza del pub tropezó y callo en la silla, poco después murió de un tumor cerebral.

Por ultimo un dueño del bar movió la silla a el sótano incluso en el almacenamiento de la silla se cobro otra victima, después de que un repartidor tomara un breve descanso durante la descarga de paquetes en el almacén murió en un accidente de coche el mismo día, finalmente el dueño del bar dono la silla al museo local en 1972, el museo muestra la silla 5 metros en el aire de manera que nadie pueda sentarse en ella por error, afortunadamente nadie se a sentado en la silla desde entonces

No hay comentarios: