martes, 22 de septiembre de 2015

EL ROMPECABEZAS

Había una mujer que vivía sola en un pueblo pequeño. No tenia familia, amigos, solo su casa y su hobbie, el resolver rompecabezas, algo que amaba con pasión y se sentía orgullosa de completar rompecabezas que cayeran en sus manos. Sin embargo, llego un momento en que ya no había rompecabezas que completar. Un día, mientras iba de compras, paso por una venta de patio y vidajeneando los productos, se encontró con una caja sencilla que tenia escrito rompecabezas encima. Emocionada ante la posibilidad de terminar un nuevo rompecabezas, le pregunto al dueño cuanto pedía por el, pero este se asombro de que la mujer hubiera encontrado la caja y se la quito, negándose a venderla y la puso de nuevo en el garaje. La mujer trato en vano de convencer al hombre y finalmente se canso de discutir y espero a que el hombre se descuidara para luego robarse el rompecabezas y corrió a su casa. Una vez en su casa, se sentía mas animada. Tenia un nuevo rompecabezas y no esperaba la hora para empezar a armarlo. La mujer empezó como todo el mundo, armando los bordes primero. Mientras colocaba las piezas en su lugar, noto que la imagen que aparecía en el rompecabezas era parecida a la de su sala. Intrigada, siguió armándolo y mientras avanzaba, noto que aparecía su mesa del comedor y sus sillas. La mujer continuo uniendo las piezas hasta q se dio cuenta de q la mujer q aparecía en el centro del rompecabezas era ella. Temerosa, coloco la ultima pieza del rompecabezas, la ventana detrás de ella. La mujer se quedo petrificada, mirando el rompecabezas, pues en la imagen de la ventana veía la cara de un hombre mirándola. Lo ultimo q la mujer escucho fue el sonido del vidrio rompiéndose

No hay comentarios: